Frase de la Sierva de Dios

Frase de la Sierva de Dios

Abril 27, 2013
El primer fruto que esa oración nos tiene que dejar debe ser el propio conocimiento, en una palabra, la humildad.
Abril 08, 2013
Mi Jesús, pienso, si Tú lo quieres, desearía quedarme en el destierro hasta mandarte el último de mis hermanos indios, y cuando ya los tuviera a todos en el cielo, entonces irme yo. Señor, Tú lo puedes hacer.
Febrero 25, 2013
En el Corazón de Jesús y de María, ahí está el amor en cada latido hay vida.
Febrero 14, 2013
Cruz que se arrastra, no lleva a Cristo.
Diciembre 07, 2012
No sé qué me pasa, Señor; experimento en mí una grandísima urgencia de caminar más y más aprisa; urgentemente más aprisa, en el camino de vuestro santo amor, de vuestro servicio.
Noviembre 21, 2012
Somos felices, mi Jesús, en trabajar en tu viña; pero concédenos que jamás olvidemos que la primera viña en que debemos trabajar, debe ser la de nuestra alma.

Oración para su Canonización

Padre Celestial, que te complaces en adornar a tus santos y elegidos con las virtudes de tu Divino Hijo y quisiste abrasar en el fuego de Amor de su Corazón y en el celo ardiente por extender su Reinado a tu hija María Amada y lo manifestaste en su amor hacia los pobres y desamparados; te pedimos la gracia de imitar su ejemplo y para mayor gloria tuya y bien de la Iglesia sea elevada al honor de los altares. Te lo pedimos por Santa María de Guadalupe y los méritos de Cristo Nuestro Señor. Amén.

Oración para su Intercesión

Padre misericordioso, que elegiste a tu hija María Amada, para que abrasada en el amor de Jesucristo, tu Hijo y, llena de celo por la extensión del Reino de amor de su Corazón, se preocupara toda su vida por los que sufren, en especial por los más pobres y desamparados; te pedimos que por su intercesión, nos concedas la gracia que con fe solicitamos… (se hace la petición). Te agradecemos todos los dones que le has concedido y aquellos que por su medio quieras concedernos. Escucha piadoso nuestras súplicas y haznos conocer tu voluntad, por Santa María de Guadalupe y los méritos de Cristo Nuestro Señor. Amén. ¡Sagrado Corazón de Jesús, en Ti confío!